¿Quieres una terraza amueblada con clase?



España es un país que disfruta de las terrazas por lo que  los bares y restaurante tienen en esta zona una gran oportunidad para mejorar sus ingresos y aumentar su clientela. Por eso es importante saber escoger el mobiliario de exterior para que sea una inversión que nos de rendimiento durante mucho tiempo.

¿Qué es el mobiliario exterior?

Cuando hablamos de comprar el mobiliario de exterior para la terraza o patio de un bar o restaurante, no solo nos referimos a las mesas y sillas, cada vez son más comunes los lugares tipo ‘chill out’ que incluyen cómodos sillones o butacas, así como también se deben contemplar otros elementos como mesas auxiliares para colocar a mano todo lo que se necesite en el área de la terraza así como calentadores para que cuando la temperatura baje aún se pueda disfrutar de dicha zona o sombrillas para los días calientes.

Este tipo de mobiliario es apto tanto para un bar o restaurante que tengan terraza exterior, como para aquellos que tienen un patio interior que pueda ser aprovechado para que los clientes tomen su consumición.

Consejos para comprar mobiliario de exterior

1. Analiza tus necesidades reales: El primer paso es determinar el propósito del mobiliario que se va a comprar. Si tu negocio se vende como un lugar para ir de copas, unos cómodos sillones pueden ser ideales, pero si más bien tu negocio es la venta de comida, las mesas y sillas son necesarias.

2. Toma las medidas de la zona: Es muy importante conocer el área exacta para que se compra el mobiliario de exterior. De esta forma podrás calcular con exactitud, las mesas y las sillas que caben en dicha área.

3. Selecciona los materiales adecuados. Si analizas tu entorno probablemente encontrarás que muchas terrazas tienen mobiliario de exterior de plástico (resina) , que además, en muchos casos, es publicidad de alguna marca de bebidas, pero ¿es esta la imagen que quieres para tu negocio?

Otros materiales son aluminio, madera, mimbre e incluso acero e hierro forjado pero todo depende del espacio que tengas de almacenamiento, del presupuesto y por supuesto del concepto de negocio que quieras ofrecer.

Si buscas mobiliario de exterior que puedas mover con facilidad, los mejores materiales serían el plásticomobiliario-exterior y el aluminio por su ligereza. Además, los muebles metálicos son conocidos como muy durables, ser cómodos y versátiles.

Los muebles de exterior de madera y/o mimbre suelen dar un toque único a la decoración de la zona por lo que son ideales si quieres destacar. Si los compras de madera, asegúrate que tengan tornillos que te permitan ajustarlos cuando se aflojen.

Además, no olvides consultar con tu proveedor de mobiliario de exterior si el que estás comprando es resistente a las manchas y a las inclemencias del tiempo.

4. Presupuesto: Las opciones del mercado pueden ser muy amplias, pero ten siempre presente el presupuesto que tienes para comprar el mobiliario de exterior. Si lo estás haciendo como una inversión a futuro, piensa que es probable que encuentres mejores precios cuando recién ha pasado el verano que cuando estás a uno o dos meses de llegar.   El material influye mucho en el precio del mobiliario de exterior.

5. Accesorios: Es importante también considerar si el mobiliario tiene algún tipo de accesorio como cojines, protectores, paraguas, e incluso las estufas para exteriores. Todo ello busca aumentar el confort de tus clientes, pero no por ello debes descuidar el aspecto práctico. Todo aquello que sea textil debe ser lavable y en la medida de lo posible resistente a las manchas.

6. Facilidad de limpieza: Este tipo de mobiliario de exterior se ve expuesto al polvo, a la contaminación, y en muchas ocasiones a la lluvia, por eso es importante que sea fácil de limpiar.

7. Resistencia:  Comprueba con el fabricante la resistencia especialmente de las sillas, no querrás que ninguno de tus clientes termine en el suelo porque la silla se ha roto.

8. Comodidad:  Las sillas con brazos pueden ser muy cómodas para unos y muy incómodas para otros, por lo que siempre es recomendable tener al menos unas cuantas sillas sin brazos para quien quiere sentirse más libre al sentarse.

Recuerda, comprar calidad es asegurar tu inversión, no querrás  comprar mobiliario de exterior en uno o dos temporadas, sigue estos consejos y elige buenos proveedores.