Mitos sobre el pan y cómo afectan tus ventas



Seguro que muchas veces  habrás escuchado frases como “el pan engorda”, o “mejor comer pan integral”.  ¿Son todas estas creencias verdaderas?  Algunas de ellas son mitos que se han difundido a lo largo de décadas y conocerlos te puede ayudar a ofrecerle información más acertada a tus clientes.

¿Es cierto que el pan…?

  • ¿Engorda el pan?   No vamos a decir que el pan no engorda, se trata de un alimento que tiene un aporte calórico, pero de igual forma que lo tiene cualquier otro alimento.  Simplemente se debe consumir con medida y no debe faltar en nuestra dieta ya que aporta además de la energía que aportan sus carbohidratos también ofrece otros nutrientes como vitaminas, minerales y por supuesto fibra.  De hecho, ¿sabías que en España se consume menos pan diariamente del que sugiere la Organización Mundial de la Salud?   En promedio llegamos a los 150 gramos al día cuando lo recomendado es entre 200 y 250 g al día
  • El pan aumenta los niveles de colesterol. La mayoría de los tipos de pan contienen poca grasa, y de hecho, estas grasas suelen ser de origen vegetal, por lo que no contienen colesterol.  Por lo que esta aseveración sería falsa.
  • ¡Quítale la miga que engorda!   Este es otro de los mitos más difundidos.  Nutricionalmente no es cierto, ya que son los mismos ingredientes por tanto las mismas calorías, la única diferencia es que la corteza exterior es dura porque ha perdido agua como producto de haer recibido el calor directamente.
  • ¡A mí prepárame el bocadillo con pan integral que engorda menos!    Si bien es cierto que el pan integral es un poco menos calórico que el pan blanco, su principal ventaja es el alto contenido en fibra.
  • Los panes con semillas son más sanos que el pan blanco.  Se  trata más bien de gustos, dependiendo de las semillas utilizadas puede ser más calórico que el pan blanco.  Se debe valorar como conjunto, si se hace con harina integral aportará más fibra, dependiendo de las semillas utilizadas  puede incluso favorecer la lucha contra el colesterol.
  • Dicen que los diabéticos no pueden comer pan.  Si bien sabemos que los carbohidratos se convierten en azúcares, el puede ser consumido en pequeñas cantidades por los diabéticos, ahora bien, se recomienda que consuman pan integral ya que el pan blanco tiende a ralentizar la absorción de la glucosa.

¿Por qué conocer estos mitos te puede ayudar en tu negocio?

Estas falsas verdades desestimulan el consumo y si conoces que no son ciertas puedes informar a tus clientes potenciales que el pan es un producto  muy versátil que te permite consumirlo desde una forma tan sencilla como pan con aceite hasta el bocadillo más elaborado que te puedas imaginar o como acompañamiento de cualquier comida.  También que tiene aporte nutritivo y que no debería faltar en la dieta de nadie.Puedes rellenar el pan con lo que tus clientes deseen

Además, si tienes un despacho de pan es aún más importante que conozcas todas las ventajas del pan.   Hoy en día, existen mil formas de preparar el pan, con o sin sal, blanco o integral, en barras de cuarto, medio o un kilo,  más o menos tierno,  con o sin semillas, etc.  ¿Debes ofrecer de todo esto en tu despacho?

No seremos nosotros los que te digamos que debes vender en tu negocio, basa tu oferta en el conocimiento de tus clientes.  Si crees que hay un buen mercado para el pan con semillas en tu zona, deberías ofrecerlo, pero no lo hagas solo porque un par de clientes te lo hayan pedido, podría ser muy poco rentable  y distraerte de atender el negocio que realmente te mantiene funcionando.

Como decían nuestros antepasados:  “Pan Caliente, mete hambre”, otra razón para ofrecer en tu negocio un buen pan.